«Por donde pecas, pagas».

«Las malas decisiones se pagan».

 

«Las decisiones buenas son liberadoras».